En los últimos años, el sector farmacéutico y parafarmacéutico ha adoptado un nuevo enfoque de las ventas, pasando a la venta multicanal y, en particular, a la venta en línea. Esta evolución es el resultado de un cambio que se está produciendo a nivel mundial, cuya difusión y aceleración se debió, en parte, a la pandemia de Covid-19.

En Italia, la venta de medicamentos en línea se introdujo tras el decreto legislativo n. 17 del 19 febrero 2014, que transpone la Directiva europea 2011/62/UE. La venta en línea de medicamentos en Italia se rige por una estricta normativa y sólo incluye la venta de medicamentos sin receta (S.O.P.: sin necesidad de prescripción) como: medicamentos de venta libre (O.T.C.: over the counter), suplementos, cosméticos y cremas, productos parafarmacéuticos y homeopáticos, productos médicos y ortopédicos (la venta en línea de estos últimos siempre puede realizarse tras la confirmación por parte del fabricante de que el producto puede venderse sin receta). La situación es diferente en otros países europeos, como Dinamarca, Finlandia, Islandia, Suiza y el Reino Unido, donde es posible vender cualquier tipo de medicamento en línea, sin los límites y las distinciones que aplican otros países.

Por lo tanto, la gestión del almacén y la logística de productos farmacéuticos y parafarmacéuticos han adquirido un papel importante. Recordemos, por ejemplo, que en Italia las farmacias en línea o las que operan como distribuidor intermediono pueden recurrir a terceros proveedores o mayoristas para enviar los productos adquiridos por el cliente y, por lo tanto, sólo pueden enviar lo que está físicamente presente en su almacén. Por ello, muchas empresas del sector farmacéutico y parafarmacéutico han recurrido a soluciones de logística de almacén que facilitan la gestión de sus mercancías, especialmente por lo que se refiere al canal de venta y distribución e-commerce.

Las ventajas de los almacenes automatizados en el sector de la farmacia y la parafarmacia

Los principales requisitos logísticos del sector farmacéutico y parafarmacéutico demuestran la necesidad de aprovechar al máximo el espacio de almacenamiento disponible, garantizando al mismo tiempo la correcta conservación de los productos. Modula ha desarrollado soluciones innovadoras para satisfacer ambas necesidades, y estos sistemas de almacenamiento pueden agruparse en categorías específicas:

  • Almacenes verticales Modula Lift
    el almacén automático vertical de bandejas, introducido en el mercado hace más de 30 años y que hoy cuenta con miles de instalaciones en todo el mundo. Esta solución es ahora un estándar establecido para el almacenamiento automatizado de productos acabados y semiacabados.

  • Almacenes automáticos con temperatura y humedad controladas
    Modula Climate Control es el sistema de almacenamiento Modula Lift que garantiza el funcionamiento en un rango de temperatura de +2°C a +25°C (±1°C), con un control de la humedad relativa ≥ 5%.

  • Almacenes de baja humedad
    Modula Dry es el almacén automático vertical con control de la humedad relativa 5%.

  • Almacenes para salas blancas
    Modula Clean Room es el sistema de almacenamiento diseñado para salas blancas (con condiciones en conformidad con las normas ISO 14644, que cumplen las clases 7 y 8), que garantiza que la clase de la sala no se vea comprometida, evitando la contaminación del material almacenado.

Las nuevas líneas de almacenes automáticos verticales Modula para el sector farmacéutico y parafarmacéutico ofrecen una serie de ventajas competitivas, respondiendo cuidadosamente a las necesidades más difundidas del usuario final, en particular:

  • acceso rápido y ergonómico a los artículos para todos los operadores;
  • optimización de los tiempos de recogida en la preparación de los pedidos;
  • reducción de la superficie de suelo, donde se aprovecha la densidad de almacenamiento;
  • control de la temperatura y de la humedad;
  • monitorización remota.

Almacenes automáticos verticales para e-commerce (y no solo) en el sector farmacéutico y parafarmacéutico: algunos ejemplos

Solimè, fabricante de productos de herbolario, optimiza los procesos de producción con los almacenes automáticos Modula  

Solimè es una empresa italiana (con sede en la provincia de Reggio Emilia) que fabrica productos naturales a base de plantas desde 1975. En 2012 Solimè entró en el e-commerce abriendo una tienda en línea.

La nueva necesidad de Solimè era automatizar su almacén, para apoyar la preparación de pedidos con precisión y rapidez. Los almacenes verticales Modula han dado una respuesta concreta a la empresa de Reggio Emilia, permitiéndole almacenar tanto productos acabados (hay 350 productos en el catálogo) como semiacabados.

Solimè ha elegido tres Modula Lift ML50D, optimizando la organización del almacén y aprovechando la altura, gracias al desarrollo vertical de estos sistemas de almacenamiento automatizados:

  • 1 almacén Modula se utiliza para almacenar materias primas (extractos, hierbas), que son esenciales para la producción de suplementos, cosméticos y productos de cuidado personal;
  • 2 almacenes Modula se utilizan para almacenar los productos terminados (grandes, pequeños y envasados) y listos para su distribución a los clientes finales.

El impacto positivo de las soluciones Modula ha permitido a Solimè reducir drásticamente el tiempo de preparación de los pedidos: hoy en día la empresa es capaz de preparar 100 pedidos (incluidos los micro-pedidos) en un tiempo récord de 1 día laborable, en comparación con los 3 días laborables necesarios antes de adoptar los almacenes Modula.

¿Quieres saber más sobre los almacenes verticales?

Si los almacenes Modula han despertado tu curiosidad, contacta con nosotros y te explicaremos cómo utilizarlos según tus exigencias.

Contáctenos