Las ventajas logísticas y el diseño de los almacenes verticales Modula: Focus

  • Las ventajas logísticas y el diseño de los almacenes verticales Modula: Focus

Las ventajas logísticas y el diseño de los almacenes verticales Modula: Focus

30 junio 2019|Gestión del almacén|

En la reorganización del almacén, los almacenes automáticos, llamados también armarios automáticos verticales, pueden ser la solución ideal.

Su característica principal es el aprovechamiento de la altura de los edificios, ahorrando espacio en el suelo. La estructura vertical más alta puede alcanzar los 16 metros, permitiendo recuperar hasta un 90% de espacio en el suelo.

Los almacenes verticales con bandejas permiten almacenar la mercancía de manera ordenada, limpia, rápida y segura, reduciendo el número de desplazamientos de los operadores y evitando daños a la mercancía.

Los productos se llevan directamente a la bandeja de recogida siguiendo el principio “mercancías al hombre”, de modo que los operadores no necesitarán moverse por el almacén para retirar o depositar mercancías.

Un sistema de este tipo permite evitar situaciones potencialmente peligrosas a los operadores que se mueven dentro de almacenes tradicionales y acceden estanterías, repisas y entrepisos utilizando escaleras y carretillas.

Estas soluciones permiten una gestión de las existencias más eficiente y una importante reducción de los errores. Combinado con el software de gestión, el almacén permite el seguimiento de todas las mercancías entrantes y salientes, el control constante de la situación del stock y una mejora de la gestión de las existencias.

Progettazione magazzino automatico

Es posible conocer en tiempo real el estado del almacén, función muy útil para optimizar los pedidos y la logística del flujo de producción. Cada vez que se recoge o deposita mercancía, el operador puede obtener indicaciones claras sobre las existencias teóricas del almacén y confrontarlas con las existencias efectivas, facilitando la alineación de los dos estados en caso de inventario.

Para aumentar el grado de precisión de la gestión de las existencias del almacén y reducir los errores, existen ayudas visuales sencillas e intuitivas (puntero láser, barra alfanumérica). Con estos dispositivos, cada operador, sin competencias específicas, puede fácilmente identificar los productos que se deben depositar o recoger del almacén automático.

Algunos tipos de almacenes automáticos verticales permiten limitar el acceso de los operadores a una sola máquina o a determinadas bandejas. El acceso se permitirá sólo a los operadores autorizados (tarjeta y contraseña) y podrá ser rastreado. Un recurso muy útil cuando se almacenan mercancías de valor o documentos importantes.

¿Quieres aumentar la eficacia de tu almacén?

¿Pierdes mucho tiempo buscando mercancía en el almacén? ¿Recibes devoluciones de pedidos equivocados? ¡No eres el único!

Con nuestro curso online gratuito puedes resolver los problemas de gestión y mejorar las prestaciones de tu almacén en sólo 10 pasos.

Descargar PDF